De acuerdo con el pronóstico de Ernst & Young, las economías en desarrollo son “las mejores posicionadas para enfrentar este crítico contexto mundial”, ya que en los últimos diez años crecieron tres veces más que las avanzadas. Sólo deberán sortear “la inflación, la falta de infraestructura y la crisis de las economías avanzadas”, aseguró la consultora.
Los países del club de Mercados de Rápido Crecimiento (RGM), al que pertenece la Argentina, podrían superar en la próxima década a las economías desarrolladas si consiguen superar “la inflación, la falta de infraestructura y la crisis de las economías avanzadas”, según el pronóstico de Ernst & Young.

Las economías en desarrollo son “las mejores posicionadas para enfrentar este crítico contexto mundial”, según el Pronóstico para Mercados de Rápido Crecimiento (RGMF) de Ernst & Young, un pronóstico macroeconómico coproducido con Oxford Economics.

La evaluación fue hecha tomando como referencia a algunos países, entre los que se encuentran Argentina, Brasil, Chile, Colombia y México en Latinoamérica y también a China, India, Rusia, Corea, Malasia, Tailandia, Indonesia, Vietnam, Republica Checa, Ucrania, Polonia, Turquía, Egipto, Arabia, Qatar, Nigeria, Sudáfrica y Ghana.

Con un crecimiento estimado de 6,2%, este nuevo conjunto de mercados se encuentra casi cuatro veces por encima de lo esperado para la Eurozona A su vez, durante la última década estos países crecieron en un 5,8% anual, lo que representa tres veces más que las economías avanzadas.

La consultora anticipa que si estos países consiguen “enfrentan las presiones inflacionarias y tienen una infraestructura establecida suficiente para asegurar un crecimiento a largo plazo”, superará a las economías avanzadas en más de un 3,5% anual durante los próximos diez años.

Ernst & Young indicó que la considerable recuperaión frente a la recesión por parte de los RGM se debe a que su PBI en 2010 aumentó en un promedio de 7,3%. Asimismo, el pronóstico para 2012 prevé un crecimiento promedio del PBI para los RGM de casi 6%.

“El éxito económico de este grupo de países refleja las medidas que la mayoría de estos ha tomado para liberalizar sus economías y la apertura del comercio”.

Al mismo tiempo, entre los factores señalados para sostener el buen pronóstico para los próximos diez años se encuentran la industrialización, la urbanización, la mejora en la gestión económica, la estabilidad política y las entradas de inversión extranjera, entre otros.

Si bien “el débil panorama para las economías avanzadas continuará afectando el crecimiento en los RGM en 2012”, la consultora sostuvo que “los RGM cada vez están desarrollando su propia masa económica crítica y la mayoría tiene los medios financieros, si es necesario, para favorecer el crecimiento y proteger sus sectores bancarios con el fin de evitar efectos significativos”.

Anuncios