El secretario General del sindicato de Peones de Taxis de la Capital Federal, Omar Viviani, se refirió a una futura conducción colegiada unificada de la CGT que se formalizará el 22 de agosto próximo y en ese marco, dijo que no impugnan “a ningún compañero ni a ninguna organización sindical” para ocupar el cargo.

En declaraciones al programa “La mañana de Radio 10” que se trasmite por Radio 10, Viviani sostuvo que no critíca a ningún dirigente sindical de cara al 22 de agosto, fecha para la unificación de la CGT.

Consultado por una pelea con Hugo Moyano, dijo que “hubo desavenencias por cuestiones políticas”pero negó estar enemistado con el camionero.

Asimismo, se manifestó en contra de la amenaza de paro nacional que los gremios estratégicos del transporte elevarán a la central obrera en un plenario previsto para el 4 de agosto.

“Para un paro nacional hay que esperar a la unificación de la CGT. Es apresurada la medida disparada desde la CATT, en un momento donde está en discusión una nueva confederación”, opinó el sindicalista.

Y agregó: “Todos tienen potestad de decir que quieren hacer un paro nacional pero no creo que muchas organizaciones se sumen al llamado de la CATT”.

En otro orden, se quejó por el aumento “del 250% del GNC” que, junto a la suba de los seguros y los repuestos, afectan la actividad de los taxistas, que además perciben una caída del 40% en la recaudación.

Anuncios